Gestión eficiente de los pagos a proveedores

pagos-a-proveedores

La confianza es un aspecto fundamental en los negocios entre empresas, que basan gran parte de su éxito en la relación entre ambas organizaciones. En este sentido, tan esencial es el servicio ofrecido por una parte, como la compensación económica con la que responde la otra parte. Los pagos a proveedores no sólo son un factor clave en las propias transacciones, sino también en el funcionamiento interno de cada empresa.

Descarga el eBook gratuito y  conoce los requisitos legales  más importantes que toda PYME debería cumplir

Afrontar los pagos a proveedores de forma eficiente es síntoma de una correcta gestión financiera, desde la cual se administran los bienes que acaban conformando la cadena de suministro. Pero, ¿cuáles son los métodos de pago más habituales? ¿Cómo se contabiliza un pago a cuenta? o ¿qué tendencias están creciendo en este tipo de procesos? Resolvemos algunas de las dudas más frecuentes en torno a esta temática.

¿Cómo se realizan habitualmente los pagos a proveedores?

En la actualidad existen diversos métodos a la hora de afrontar los pagos a proveedores, cada uno de los cuales tiene sus ventajas e inconvenientes. En muchos casos, las organizaciones recurren a diferentes modalidades en función de las condiciones del propio proveedor y factores geográficos o temporales. Éstas son las opciones más utilizadas en la compensación económica entre empresas:

  • Los cheques de pago son uno de los métodos más habituales en los pagos a proveedores, sobre todo cuando las organizaciones requieren de registros físicos de las transacciones, aunque son una opción menos segura y rápida que otras.
  • Las transferencias bancarias son la alternativa más común a día de hoy, son eficientes y permiten transferir fondos entre ambas cuentas bancarias de modo rápido y seguro, aunque pueden conllevar costes extraordinarios en movimientos internacionales.
  • Existen tarjetas de crédito corporativas, utilizadas para realizar pagos a proveedores de forma inmediata, aunque en ocasiones generan intereses y costes asociados.
  • En cuanto a las plataformas de pago electrónico, son un método en tendencia por su rapidez y eficiencia, pero presentan nuevamente la posibilidad de generar comisiones.

Aspectos contables de los pagos a proveedores

Como hemos indicado, los pagos a proveedores son un aspecto básico en la contabilidad de cualquier empresa, por lo que resulta imprescindible desarrollar un registro detallado de todas las transacciones de este tipo. Estos registros pueden proporcionar una visión clara de la salud financiera de la organización y ayudar en la toma de decisiones estratégicas, aunque para ello hay que dominar cuestiones como los pagos a cuenta y los anticipos.

Contabilización y registro de los anticipos a proveedores

En los anticipos a proveedores es conveniente llevar un registro más escrupuloso si cabe, ya que se dan diversos movimientos para un sólo pago, lo que puede generar confusiones si no se contabilizan adecuadamente. Hablamos del propio anticipo -que representa un derecho del cliente a recibir una prestación de bienes o servicios-, de la recepción de la factura posterior y del abono de la diferencia final entre el importe adelantado y el real.

¿Cómo contabilizar un pago a cuenta a un proveedor?

Para garantizar que las transacciones quedan registradas en los periodos contables correspondientes, conviene contabilizar los pagos a cuenta en el momento en que son efectuados, independientemente de si la prestación de bienes o servicios por parte del proveedor ha tenido lugar o no. De este modo se garantiza una representación real y precisa de la situación financiera de una empresa.

Tendencias actuales en los pagos a proveedores

Como es natural, la digitalización de las empresas también está teniendo repercusión en la ejecución de pagos a proveedores. Gracias a las nuevas tecnologías se abren nuevas fórmulas en el mercado, algunas de las cuales ya comienzan a formar parte del día a día de las organizaciones.

Las billeteras móviles son una alternativa cada vez más frecuente, igual que la tecnología blockchain, que propicia transacciones más seguras y eficientes. En contraposición nos encontramos la opción de las criptomonedas que, si bien ha sido adoptada por algunas organizaciones, por el momento no ha generado la suficiente confianza como para establecerse de forma definitiva.

Por otro lado, también debemos tener en cuenta, desde el punto de vista de la empresa pagadora, la implementación de automatizaciones a la hora de afrontar los pagos a proveedores. La inteligencia artificial también comienza a formar parte de estos procesos multiplicando su eficiencia y sus posibilidades de éxito.

El impacto de los pagos a proveedores en la salud financiera de la empresa

Es indiscutible que los pagos a proveedores son un área de gran relevancia en la gestión financiera de cualquier organización, ya que afecta a cuestiones como la propia relación con otras empresas, su flujo de caja, su capacidad a la hora de operar o su reputación en el mercado. Por tanto, conviene manejarla de forma eficiente y transparente para garantizar el éxito contable de un negocio.

New call-to-action

Valora este artículo

Suscríbete a zona pyme